¿Por qué no te moriste?

¿Por qué no te moriste?

Tu corazón de hombre

no hablaría más de tu piel humana;

de mis manos, inescrutables silencios

caerían al agujero de tu ascenso.

Paletadas con algunas horas

hablarían a tu oído de indulgencia,

inclusive este octubre que te demuestra humana

sería por lágrimas absuelto.

 

¿Por qué demostrar tu humanidad?

Hubieras muerto, querida,

pude haber dicho:

«siempre fue tan buena»

Mis lágrimas habrían olvidado tus maleficios,

no tendría que aborrecer tus labios

ni adornarte con leña verde

y yo, abrazaría al que la otra mitad de ti llora.

 

Hubieras muerto (,)amada,

vestirías coronas y no amarras;

hubieras muerto mía

sin que tus labios zahirieran otra alma.

 

Hubieras muerto(,) santa

eternamente musa irreprochable;

Cuarenta días guardaría tu luto

antes de canonizarte a versos.

 

Hubieras muerto mía

sin que tú elixir robara otra alma

Juan José Pérez

Advertisements

Compra de fin de año.

Para comprar gastando más de lo innecesario

es indispensable aprovechar las ofertas,

descuentos convencionales en áreas participantes.

Una tienda departamental no es más que una diminuta consciencia,

un grillo molesto y escurridizo que devora un caracol en celo.

-No es más que una pelea de insectos-

Un nido de termitas famélicas

corriendo entre los muros de la pútrida madera.

Una fila de hormigas en espera

por bailar de la mano con la reina.

Read more

Cadavre exquis.

El mono montaba la montaña,

el frío helaba los huesos,

la rana cantaba a la rama.

Moño que ladra no muerde,

las lenguas no alcanzan para describir

el dinosaurio que corrió y murió.

Bailan las dos prostitutas la danza macabra,

un sonido lejano, solitario, que no hace ruido.

El calor derritió sus alas de cera.

Cada noche hay una luna distinta,

la caída perpetua sin sonidos.

El león despeinó su melena.

J.J.P.H, Héctor M Cárdenas, Diana Torres.